"La Escuela de Karate Colindres no va a publicar ningún comentario que sea "Anonimo", todo aquel que quiera comentar algo deberá identificarse"

mens

"La libertad significa responsabilidad. Es por eso que la mayoría de los hombres la ignoran". G. Bernard Shaw

mouse

bienvenida

"BIENVENIDOS AL BLOG DE LA ESCUELA DE KARATE COLINDRES".
"Vengo hacia ti con las manos vacias. No tengo armas, pero, si soy obligado a defenderme, a defender mis principios ó mi honor, si es cuestion de vida ó muerte, de derecho ó injusticia, entonces aqui estan mis armas, las manos vacias"

martes, 18 de noviembre de 2008

Ha muerto Hidetaka Nishiyama



El pasado 7 de Noviembre falleció, en los Angeles, una de las grandes leyendas del Karate-Do moderno: Hidetaka Nishiyama, Fundador y Presidente de la International Traditional Karate Federation (ITKF).
Alumno directo de Funakoshi Gichin, formó un trío legendario junto a Teruyuki Okazaki (Fundador e Instructor Jefe de la International Shotokan Karate Federation (ISKF)) e Hirozaku Kanazawa (Fundador e Instructor Jefe de la Shotokan Karate-Do International Federation (SKIF)); resultado de esta colaboración fue uno de los libros mas decisivos, incisivos, completos y esenciales del Karate-Do Shotokan, Karate: The Art of Empty Hand Fighting.
Con Nishiyama se va otra leyenda viva del Karate-Do a engrosar la leyenda eterna de los modelos hacia los que volver los ojos cuando se busquen referencias más hallá de la anécdota o el sensacionalismo populista de un Karate mal entendido.
Hidetaka Nishiyama fue un guerrero; otro más de la casta de guerreros irreductibles, de luchadores incansables, de épicos combatientes, que desde su tierra natal del Sol Naciente salieron a conquistar el mundo, y lo conquistaron con las manos vacías, sin armas; con corazón, sudor y entrega.
Dándose a sí mismos, entablaron un decisivo combate que tenían ganado de antemano: su sangre latiría por siempre en los corazones conquistados; su sudor serviría para calmar la sed de espíritus sedientos de verdad y honestidad; su ejemplo, para llevar esperanza a quien busca superación en la adversidad, consuelo en la belleza y plenitud en la armonía de quien hace de la lucha consigo mismo el incruento objetivo de su vida.
Hidetaka Nishiyama descansa, ya en paz, tras haber ganado su batalla.

No hay comentarios: